Especial Navidad: Recetas para unas fiestas veganas perfectas

17 Dec 2018

 

Se acercan las fiestas y con ellas, como cada año, son muchas las comidas y las cenas que vamos a compartir con familia y amigos: Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo, Reyes... Como sabemos que no siempre es fácil encontrar la inspiración en la cocina, hoy os enseñamos en esta entrada algunas de nuestras recetas favoritas, creadas por nuestras autoras y autores, para preparar estos días y disfrutar de unas fiestas sin sufrimiento animal.

 

 

Comenzamos con un entrante que seguro sorprenderá a tus invitados: Paté de champiñones al Oporto. El resultado es el de un paté de setas muy vistoso con el toque especial y de color que le aporta la gelatina de Oporto. 

 

 

Ingredientes (para 8-10 raciones)

 

800 g de champiñones

1 cebolla grande

50 ml de vino de Oporto

3 g de agar-agar en polvo

200 ml de nata vegetal

3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Sal y pimienta blanca al gusto

 

Para la gelatina de Oporto

100 ml de vino de Oporto

50 ml de caldo vegetal

1 g de agar-agar en polvo

Una pizca de hierbas provenzales

 

 

Preparación

 

01. Pela y pica la cebolla y rehoga en una sartén con aceite hasta que esté transparente. Incorpora los champiñones y cocina hasta que estén muy tiernos y se haya consumido el líquido de cocción. Añade la nata, una pizca de pimienta blanca y cocina 2 minutos.

 

02. En un cazo, deja hervir a fuego medio el oporto, añade el agar-agar poco a poco y cocina 2 minutos. Añade el vino con el agar-agar a los champiñones y tritura hasta tener una crema fina. Ajusta de sal si fuera necesario.

 

03. Pincela con un poquito de aceite de oliva un molde alargado y estrecho (tipo cake). Coloca una tira de papel de horno en el fondo para que sea más fácil de desmoldar. Añade la crema de champiñones, da unos golpecitos con el molde sobre la encimera para que no queden burbujas en el interior y nivela la superficie. Deja enfriar al menos 2 horas hasta que cuaje.

 

04. Para la gelatina, pon a hervir el oporto con el caldo vegetal, añade poco a poco el agar-agar y las hierbas provenzales y deja cocer 2 minutos. Añade por encima del paté una vez cuajado y deja enfriar otras 2 horas antes de consumir.

 

Consejo: Si el agar-agar no es en polvo, sino en copos o tiras, tendrás que dejar que hierva 4 o 5 minutos para que se diluya completamente.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Nutrición esencial, de Estela Nieto e Iván Iglesias. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

 

 

¿Qué os parece esta Crema de shitakes cremosa y muy nutritiva? Muchas veces esta época del año es sinónimo de excesos, así que este es un plato ideal para comer de forma saludable pero sin renunciar al sabor y la originalidad.

 

 

Ingredientes (para 2 raciones)

 

½ cebolla

½ calabacín

5 shitakes frescos

5 champiñones frescos

1 litro de agua

Sal

Aceite de oliva virgen extra

Pimienta blanca al gusto

Perejil seco al gusto

 

 

Preparación

 

01. Pela la cebolla. Lava el calabacín y las setas, quítales el tallo a los shitakes y corta todo en pequeños dados.

 

02. Pon los vegetales y las setas en una cazuela con aceite a fuego medio, para que se vayan sofriendo. Una vez estén ligeramente pochados, añade la sal y remueve bien para que se integre.

 

03. Sube el fuego y añade el agua. Mantén la cocción durante 20 minutos.

 

04. Finalmente, añade la pimienta y el perejil y tritúralo todo junto.Puedes añadir más o menos parte líquida en función de la textura que quieras conseguir.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Cocina líquida vegetal, de Luis García. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

 

 

¿A quién no le gusta un buen plato de raviolis? Estos Raviolis con salsa de setas son una receta algo elaborada, puesto que su preparación lleva más o menos unas 3 horas, pero perfecta para estos días en los que solemos tener más tiempo libre. El resultado no dejará indiferente a nadie.

 

 

Ingredientes (aprox. 35 unidades)

 

Masa

380 g de harina de trigo (+ 150 g reserva)

320 ml de agua

1/2 cda. sopera de sal

Maicena

 

Relleno/cobertura

5 puñados de champiñones

5 puñados de setas ostra

3/4 taza de leche de espelta (+ reserva)

1 y 1/2 cdas. soperas de harina (+ reserva)

Nuez moscada

Sal

Aceite de oliva

 

Recomendable

Papel de horno

Rodillo

Cortador circular

 

 

Preparación

 

01. Calentamos el agua. Mientras, mezclamos los 380 g de harina y la sal. Cuando el agua esté ligeramente caliente, la añadimos lentamente al bol.

 

02. Amasamos 3 minutos. Enharinamos la mesa y, con las manos, amasamos fuera del bol 2 minutos más. Enharinamos la mesa las veces que sea necesario.

 

03. Damos forma de bola y reservamos. Picamos finamente las setas y las pochamos con aceite. Luego, añadimos la leche vegetal, sal y nuez moscada al gusto y las cucharadas de harina. Mantenemos a fuego bajo y removemos hasta que espese un poco. Apagamos el fuego.

 

04. Dividimos la masa en cuatro. Enharinamos la mesa, cogemos un trozo de masa y estiramos con el rodillo hasta obtener un grosor máximo de 2 mm. Después, cortamos en trozos de 5 cm x 5 cm y reservamos los cortes sobre papel de horno. Repetimos hasta acabar.

 

05. Ponemos una pequeña porción de salsa en el centro de uno de los cortes y lo cerramos con otro. Presionamos los extremos y después, con el cortador, cortamos los bordes para darle un corte sellado y recto.

 

06. Rebozamos ligeramente los raviolis en maicena y los cocemos en abundante agua en pequeñas tandas para que no se peguen. Cuando suban a la superficie, los retiramos.

 

07. Finalmente, los bañamos con la salsa sobrante, calentando más leche vegetal y harina si fuera necesaria más cantidad o simplemente leche vegetal para devolver cremosidad a la salsa sobrante.

 

Nota: Puedes sustituir la leche de espelta por leche de soja sin azúcar.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Vive vegano, de Jenny Rodríguez. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

 

 

Vamos con esta Quiche de patata y espinacas, un plato que podréis tener listo en poco tiempo y que incluso podéis dejar preparado con antelación, y calentar a la hora de servir. Esta quiche lleva patatas y espinacas, pero podéis crear mil versiones diferentes con los ingredientes que más os gusten.

 

 

Ingredientes (para 4-6 personas)

 

Para la masa:

240 g de harina integral

120 ml de agua

1 C de aceite de oliva

½ c de sal

 

Para el relleno:

1 cebolla

2 dientes de ajo, picados

1 patata grande

70 g de espinacas frescas

400 g de tofu

2 tomates

100 g anacardos, remojados unas 2 horas

½ c de tomillo

½ c de pimienta negra

Sal

 

 

Preparación

 

01. Precalienta el horno a 180ºC. Mientras, en un bol combina la harina integral con el agua, el aceite de oliva y la sal. Mezcla los ingredientes, primero con una cuchara y luego con las manos, hasta que quede una masa manejable.

 

02. Colócala en un molde para quiche (o tarta) y con las manos haz fuerza para repartir la masa sin que se rompa. Hazlo con cuidado y en unos minutos formará la base.

 

03. Con un tenedor, haz marcas sin perforarla y hornéala 10 minutos. Mientras, ¡vamos a preparar el relleno!

 

04. Corta la cebolla, el ajo y la patata a cubos. Rehoga la cebolla y el ajo, luego añade la patata. Cuando esté casi todo hecho, añade las espinacas.

 

05. Saca la masa del horno.

 

06. En un bol y usando un tenedor, deshaz el tofu para que quede en pedazos. Agrega las verduras al bol junto al tomillo, la pimienta negra, y una pizca de sal.

 

07. Lava y escurre bien los anacardos, bátelos (¡le dará un toque supercremoso a la quiche!) y combina todos los ingredientes. Rellena la masa de la quiche.

 

08. Colócala de nuevo en el horno unos 40 minutos más. Cuando queden 6 minutos, añade el tomate cortado en rodajas encima.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Cocina vegana para toda la familia, de Brandon Bender y Kate Estivill. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

 

 

Como no podía ser de otra manera, entre nuestras recomendaciones no podían faltar los dulces. Este Salame di cioccolato es una delicia italiana pensada para los más pequeños de la casa, se hace con muy pocos ingredientes y en este caso está versionada con el chocolate más puro y sin ingredientes de origen animal.

 

 

Ingredientes (12 porciones)

 

150 g de chocolate negro al 70%

40 g de margarina

50 ml de leche de soja

150 g de galletas veganas tipo María

Azúcar glas

 

 

Preparación

 

01. Pon en un bol de metal al baño maría la margarina con la leche y el chocolate troceado.

 

02. Cuando se haya derretido toda la margarina, retira y sigue removiendo con unas varillas hasta que obtengas una masa homogénea.

 

03. Trocea las galletas de manera irregular y agrega al chocolate. Con la ayuda de una lengüeta mezcla todo hasta que los ingredientes estén incorporados.

 

04. Corta un trozo de papel de hornear de unos 35 centímetros y pon la mezcla a lo largo en un lado.

 

05. Enrolla con cuidado doblando los lados y mete en la nevera durante 4 horas.

 

06. Cuando esté solido, desenvuelve, espolvorea con azúcar glas y corta en rodajas de medio centímetro.

 

Consejo: Añade pistachos al salame para darle un toque crujiente y sabroso.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Distrito vegano. Vegan Good Food, de Pablo Donoso. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

 

 

Y terminamos con este Agar-agar de coco y mango, un postre suave, original y exótico, perfecto para saciar las ganas de dulce y quedar satisfechos. Y si además elegís un molde con diseño floral (el de la foto es de Silikomart) ayudará a decorar vuestra mesa navideña.

 

 

Ingredientes (4-6 raciones)

 

500 ml de leche de arroz y coco

Un poco de ralladura de limón

Un poco de vainilla recién rallada

½ cucharadita de moka de cardamomo en polvo

½ cucharadita de moka de jengibre en polvo

1 cucharada sopera de agar-agar en copos

4 cucharadas soperas de crema de leche de coco o soja

2 cucharadas soperas de coco rallado

2 cucharadas soperas de sirope de agave

1 mango al punto de madurez

 

 

Preparación

 

01. En una olla de fondo grueso calentaremos la leche de arroz con la ralladura del limón, la vainilla, el cardamomo y el jengibre. Justo cuando esté a punto de ebullición agregaremos el agar-agar.

 

02. Manteniendo el fuego medio continuaremos la cocción unos tres minutos, removiendo suavemente con un batidor manual para evitar que la leche se eleve y conseguir que se disuelva totalmente el agar-agar.

 

03. Pasado este tiempo agregaremos la crema de leche de coco, el coco y el sirope de agave. Retiraremos del fuego, agregaremos unos taquitos minúsculos de mango y volcaremos el resultado en un molde grande con la forma que hayamos escogido o bien en moldes de silicona individuales.

 

04. Dejaremos a temperatura ambiente y cuando haya templado lo reservaremos en la nevera, hasta que esté el agar-agar gelatinado.

 

05. Finalmente desmoldaremos la gelatina de mango y coco y emplataremos con unas láminas de mango fresco.

¿Te gusta esta receta? Descubre muchas más en el libro Las 101 recetas veganas más saludables para vivir y sonreír, de Mª Pilar Ibern *Gavina. Puedes comprarlo en librerías o a través de nuestra página web.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

ENTRADAS DESTACADAS

Entrevista a Jenny Rodríguez: «Mi objetivo es demostrar que el veganismo es accesible»

3 Oct 2018

1/3
Please reload

ENTRADAS RECIENTES